[CINÉFILO PROMEDIO] “Gold”

No todo lo que brilla…

Basada en hechos reales y con una temática que puede resultar familiar pero a la vez sorprendente, “Gold” (2016) tiene su fortaleza en una nueva transformación camaleónica de Matthew McConaughey con todo su sello pero que como producto integral, fuera de algunas luces secundarias, no deja demasiado.

Una vez más los sueños de fortuna son los ejes de la aventura en cuestión que desde un comienzo queda reflejada como la búsqueda de la riqueza mediante la ruta del oro. Los métodos, la persistencia y las peculiaridades en el camino las hemos visto anteriormente, pero dado que son hechos que realmente ocurrieron sin duda los torna más interesantes.

La irregularidad de la historia deja algunos vacíos, unos más disimulados, otros no tanto. En dos horas de película sin duda esos son aspectos que salen a relucir. Tiene buena sonoridad, engancha, pero también fuera de McConaughey y los momentos en que hace dupla con secundarios como Edgar Ramírez, le falta un poco de peso para igualar a otras cintas similares de ambición, perseverancia y negocios con sus triunfos y por supuesto, fracasos.

“Gold” es entretenida, distrae, pero es más subjetivo decir que la historia -pese a ser interesante y modificada con los elementos para convertirse en un film- efectivamente haya sido contada de la forma correcta. Quizás sí, quizás no, pero el hecho que lo pongamos en tela de juicio deriva en uno de los resultados de su propia irregularidad.

Recomendación: Aceptable. Entretenida aunque irregular. Un buen protagónico sin el cual se habría perdido como film.

⛏💰🤔

 

Anuncios

[CINÉFILO PROMEDIO” The Lincoln lawyer” – (Culpable o inocente, El defensor)

Abogado de calle

Más que interesante volver a ver una película donde Matthew McConaughey disfruta como en sus mejores papeles, derrochando esa estampa taquillera de siempre, carismático y con manejo de situaciones. A eso sumar el factor de crímenes, debates jurídicos e intrigas que permiten hacer de esta una cinta recomendable, pero ojo, también concediendo bastante de lo “que la gente quiere ver”, más que lo “que pueda aportar” la película por sí.

“The Lincoln Lawyer” (2011) y su adn literario dejan buena impresión. Quizás sin demasiadas ambiciones adicionales pero adjudicamos aquello al apego por la novela original. Al menos queda para destacar entre otros aspectos lo logrado en la descripción del principal, una suerte de “Mentes Peligrosas” o “El Duro” pero en términos legales, donde se puede tener “calle” y “oficio jurídico” al mismo tiempo.

Obviamente dentro del elenco despunta el protagónico, pero Macy, Phillips y toda la larga lista de secundarios hacen lo suyo. Por eso se agradece que plataformas como Netflix o el mismísimo cable nos permite revisitarla de vez en cuando, porque de entretención sabe, sin mucho para ostentar, pero a esta altura la calificación de “buena” o “recomendable” es bastante para lucir.

Recomendación: Buena. Es correcta, novelesca y entretenida. Tiene de vieja escuela y McConaughey está a sus anchas.

🙂👍🔫

 

[CINE PRÁCTICO] “El valiente”

....

Replegarse no es cobardía

Aunque hay referencias más o menos recientes de la historia de Estados Unidos del siglo XIX, en “El valiente” (2016) quedan varias aristas para recordar en positivo de un film que va sobre seguro, sin alardear ni jugar con los efectismos. Es decir, una película tan sobria que a ratos pareciera haber sido hecha por History Channel.

Gary Ross hace que Matthew McConaughey pareciera haber sido hecho para esta cinta, donde se mueve -aceptémoslo- con algo de agotadora moralidad pero cargando el peso de una historia que apela a ser efectiva y calculada más que adrenalínica y épica.

Si bien no se trata de la misma época, hay aires de “El patriota” (2000) sin su egocentrismo ni pseudo épica o de “12 años de esclavitud” (2013), pero es ahí donde una vez más la sobriedad de “El valiente” (“Free strate of Jones”) se impone exhibiendo sus carteles de “basada en hechos reales” y luciendo esa valía para cada tanto, remecernos y recordarnos que esto también es cine y no solo historia estadounidense.

Es cierto, la trama puede pecar de melodramática donde los protagonistas y antagonistas distan mucho su percepción del bien y el mal pero la efectividad del conjunto soporta la prueba incluso considerando que el film supera las dos horas, como debe ser en una historia de emotividad, lecciones de todo tipo y el rescate de un personaje desconocido para toda una generación.

“Free state of Jones” tiene algo de planicie, de suma rectitud pero también tiene un sello de sobriedad tan marcado que enganchará fácilmente a los amantes de este tipo de historias de época. Eso sí, al resto o lo que son más amantes del cine con clímax de vértigo y altura, les extrañará su tono a ratos cansino, falta de ambición y el “punch” que los deje al borde del asiento. Pese a ese factor de autocensura manifiesta, “El valiente” sin derrochar ni tanto coraje ni crudeza en escena, zafa para aprobar por excelencia de sobriedad.

dado5Recomendación: Buena. Más que interesante historia pese a lo contenida. Efectiva, sobria. Algo carente de vértigo y ambición.

👍

[CINE PRÁCTICO] “Dos por el dinero” – (Two for the money)

.......

La burbuja de Pacino

La principal apuesta en la que los resultados son, al menos, relativos, es poner en una película al gran Al Pacino, Matthew McConaughey y Rene Russo además de Jeremy Piven en los secundarios y obtener un sucedáneo acerca del drama, las apuestas y los deportes.

Aunque haya límites en el sentido de “basado en hechos reales”, “Dos por el dinero” (2005) entrega menos de las expectativas que genera y si bien cocina un thriller de segundas intenciones y ascenso a la gloria que hemos visto antes, esa dosis de realidad no traspasa al espectador, salvo en un par de momentos.

Los puntos altos donde vale la pena poner atención (desde que irrumpe en escena hasta su última aparición) son los de Al Pacino interpretando a Walter, pero donde se le reconocerá como el mentor que ha interpretado en varias otras ocasiones y -siendo honestos- con mejor suerte en el conjunto.

En síntesis si bien Matthew McConaughey aparece como el eje del film y sus talentos están archi comprobados, tal como Keanu Reeves, Chris O’Donnell y otros, a la hora del saldo, nos queda la pasión, la falta de escrúpulos, las metáforas y la forma inigualable de ensuciarse las manos que solo Al Pacino puede interpretar. ¿El gusto a poco? que quizás otro realizador podría haber llevado más allá en el contexto de la historia, centrándola más en él que en el aprendiz, dándole más perfil y contexto, en fin.

“Dos por el dinero” tiene sus momentos pero estimula menos de lo que debiera para los dones que posee. El mundo de las apuestas, los pronósticos sin duda daba para algo más -especialmente en la trastienda fuera de la ley- que un sucedáneo de drama y triángulo amoroso.

dado 3Recomendación: Regular. Gusto a poco para un film que prometía más.

😩

[CINE PRÁCTICO] “Interstellar”

Épica espacio-temporal.

Para quienes somos seguidores del cine de Christopher Nolan, “Interstellar” (2014) nos llevará a una nueva fase dentro del laureado repertorio del realizador, para quien este mundo le quedó chico hace rato.

Inevitablemente referenciada por “2001: Odisea del Espacio” (1968) del gran Kubrick, esta película protagonizada por varias reconocidas estrellas es un bálsamo refrescante dentro de la cartelera actual. Si bien su corazón es ciencia ficción pura, posee momentos que traspasan géneros, nos rememoran nuestras seriales de antaño y por si fuera poco nos entretiene tanto como Alfonso Cuarón nos mantuvo en vilo con su espacial “Gravity” (2013).

La mención a esta última no es aleatoria pues en sí, comparten la virtud de mostrarnos por un lado la pequeñez (pero también la fortaleza interna) del ser humano en el contexto del universo y con igual destreza, nos pasea por las emociones desplegadas en planos de profunda sensibilidad que se nos impregnan de forma inevitable.

Al recolorear como es debido las filas del Sci-Fi clásico, Nolan también se arriesga, de eso no hay duda, pero en el saldo cosecha más aplausos que muecas y entre los más críticos, deberá admitirse que “Interstellar” es una cinta bien hecha, fantástica, quizá inverosímil, pero ¿acaso la tremenda “El origen” (2010) no lo era? Como mera observación, no me la imagino cómo hubiera sido con una banda sonora estilo Vangelis o de culto.

Un film para estimular, para soñar y dejarse llevar. No sentirá que dura más de dos horas.  Verla con espíritu muy crítico puede limitar su efecto, pero adentrarse en ella es perderse en un agujero de tiempo – espacio que resulta sumamente satisfactorio. Es bueno ver una película que no le teme y no manosea el concepto épico y que pone todos los recursos en favor de su objetivo final. Plausible.

dado6Recomendación: Mágica. Un cóctel de Sci-Fi de alto vuelo. Recomendable.

[CINE] “Cine y +”: Segunda temporada

Saludos amigos, les doy la bienvenida a su microprograma ‘Cine y +’, donde los invito a revisar los estrenos de la cartelera semanal de cine en Chile, para los próximos días, además de noticias, el podio de películas más visto y la recomendación para lo que viene.

Aunque a veces las carteleras nos sorprenden con cambios de última hora, una alternativa esta semana mete miedo y por lo tanto sólo hay dos novedades que aparecen esta semana en el horizonte.

Animación para niños con “Las aventuras de Peabody y Sherman”, lo último de Dreamworks que entretendrá a los más chicos, pero desde hace rato eso no basta en el cine de hoy. Además, una soberbia historia basada en hechos de la vida real: “Dallas buyers club”. Una notable interpretación de Matthew McConaughey ante una historia soberbia que irradia empatía y admiración.

Estadísticas de público, el ránking con escala de 1 a 6 en los dados y lo que viene la próxima semana, como (09) cinta de celulares y terror made in Chile, el surgimiento de la leyenda espartana de los 300, lo último de los enigmáticos hermanos Coen y la espera versión cine de Need for speed.

Para revisar más críticas recuerda leer Radio Portales .cl o escuchar el comentario de “Cine y +” en la programación de Radio Eva online, su página web y en este blog.

[CINE PRÁCTICO] “Dallas Buyers Club”

Soberbia historia.

Soberbia historia.

Exhibiendo sus credenciales como aspirante a los Premios Oscar de la Academia de Hollywood, Matthew McConaughey -premiado por mejor actor-, da vida a “Dallas Buyers Club” (2013), un drama inspirado en hechos de la vida real con una alta carga de humanidad, de cuestionamientos morales y de una realidad que nos viene golpeando hace décadas.

Es difícil no rememorar a cintas de hace exactamente veinte años, como “Philadelphia” (1993) en cuanto no sólo a la temática, si no al contexto temporal en que se desarrolla la trama, la evolución del rol protagónico y no sólo la incapacidad del sistema para darse cuenta del problema, también, la pobreza moral de quienes cuestionan su ilegitimidad de derechos ciudadanos y humanos.

Hablar de Sida en el cine no es un tema sencillo, sin embargo hacerlo con crudeza y a la vez con altura para exponer el letal virus y su impacto es un trabajo que en este caso se alcanza con madurez y de modo práctico. A esto debe sumarse que cualesquiera sean los tópicos tabú que incluyan a emblemas del sentimiento americano como los vaqueros, la lectura se hace doblemente interesante.

Más allá de intentar no revelar la trama (como si lo hace el trailer, un verdadero atentado) también se puede abordar el caso de Matthew McConaughey y la reinvención de su figura actoral, afín a lo su rol protagónico. Un tipo que generalmente luce como rostro publicitario aún dentro de los films y que en esta pasada lo deja todo, sin agotarse en lágrimas ni pataletas sobreactuadas, dado que su personaje va en otra dirección. A este notable desempeño también debe sumarse Jared Leto -premiado Mejor Actor Secundario-, que de cuando en cuando golpea las ligas mayores con alguna interpretación digna de galardones.

Pese a las diferencias el film logra empatía con el espectador, es decir, que este justifique sus acciones valorándolas aún cuando no estén dentro de los márgenes de lo ‘correcto’ o ‘normal’, y en eso McConaughey tiene un indudable mérito. Desde siempre esperamos un rol como este y un giro que ya había anticipado en “Mud” (2012).

6Notable interpretación de Matthew McConaughey ante una historia soberbia que irradia empatía y admiración. 😀